#LadoB | Conversé con Anto Sports sobre el periodismo, el amor y la familia

Actualizado: 11 de ago de 2020

¡Ha vuelto el Lado B! Confieso que esperé harto por este trabajo, pero lo hice con gusto. Sabía que cuando llegaran las respuestas, iba a valer cada segundo. ¡Y no me equivoqué! Mi siguiente personaje es una colega. “Amiga de una amiga”, literal. Llegué a ella hace unos años a través del Twitter y de ahí la seguí. Ambas compartimos el amor por el periodismo deportivo y pese a que nunca coincidimos, siempre es grato saber de esas mujeres que marcan un precedente en el deporte a nivel internacional.


Luego vi como se volvió la Princesa –otra literalidad- de Venezuela. Se casó con uno de los cantautores más queridos del país y ahora disfruto de ella en su fase: fitness, mamá, esposa, youtuber, podcaster y más. Es de esas personas que tú ves que hace de todo y no entiendes de dónde puede sacar el tiempo.


Se trata de Antonella González, una periodista deportiva venezolana que trabajó por muchos años en Directv Sports, luego pasó a formar parte del staff del canal panameño más importante del país y ahora, en Miami, además de dedicarse a su familia, produce y edita videos, podcasts y su nuevo canal de Youtube.


Anto ha sido la única que me ha enviado la entrevista por audio. Y realmente, desgrabarlo fue todo un honor, a pesar de que, por las mil preguntas que envío normalmente para esta sección, me haya tardado un siglo; pero ella, me hizo reconectarme con esas emociones que transmite intrínsecamente un entrevistado a través del tono de su voz.


Esta entrevista particularmente me llevó a reconectarme con el profundo sentimiento del amor: por su familia, por su trabajo. Indirectamente, al menos yo conecté mucho con ciertas situaciones que otorgan similitudes. Estoy segura que les pasará lo mismo.


¿Ustedes recuerdan cuando les dije que la entrevista de Sascha Fitness valía la pena leerla completa? Me hicieron caso y lo disfrutaron a pesar de lo largo. Este trabajo no tiene un segundo de pérdida. Dense el minuto de leerla completa y disfruten el mensaje final. Da justo en el clavo.


Así que, amichis, con ustedes Anto Sports. ¡Enjoy!


Siempre parto con esta pregunta, pero porque me gusta cómo se definen ustedes mismos. ¿Quién es Antonella González?

“Muchos me conocen como Anto Sports. Para otros soy la “Mamá de Diego”, ése es mi nuevo nickname. Lo cierto es que ambas identifican una etapa de mi vida. Desde muy pequeña fui amante de los deportes, hice voleibol, pertenecí a la Selección de Distrito. Después, me enamoré del fútbol cuando ingresé a la UCAB y me cambié de disciplina. Ahí conocí al profe Kenneth Zseremeta, entrenador de la Selección Femenina por mucho tiempo y él me encaminó a amar el fútbol, a trabajar en el fútbol y a vivir del fútbol. Anto Sports significa la niña que creció viendo deportes, que soñó en grande con ser periodista deportiva y que cumplió su sueño de trabajar en Directv Sports comenzando su etapa profesional y que quiere recordar ese camino por siempre”.


¿Qué es lo que más extrañas de Venezuela?

“El Ávila, el olor de Caracas, nuestra gente. Mi familia por parte de mamá es margariteña, así que extraño Margarita, Playa Parguito, La Asunción. Mi familia vive en Paraguachí, actualmente. Mis abuelos fallecieron, pero recuerdo pasar todas las vacaciones, todas las navidades, carnavales ahí. Cada vez que salíamos del colegio recuerdo que ése era mi segundo hogar. Así que si algo extraño es la Isla de Margarita”.


Cita célebre que identifique a Anto Sports.

“Sabes que mi papá siempre me repetía que: ‘La mejor ventaja competitiva que podemos tener para ser exitosos, es la amistad’. Así que yo siento que la amistad es ser bueno con los demás, trabajar en colectivo, siempre buscar el interés en conjunto y no de forma individual, ahí es donde potenciamos nuestra carrera, nuestro crecimiento profesional y a la misma vez, nuestro crecimiento personal”.


¿Qué es el feminismo para ti? ¿Te consideras feminista?

“Para mí el feminismo es el movimiento que lucha por la igualdad de género, como lo dice su definición. Socialmente, hemos estado moldeados por ciertas responsabilidades que eran solo para mujeres o solo para hombres. En el caso de las mujeres eran las tareas del hogar, lavar la ropa, criar a los hijos y solo para hombres era: llevar el dinero a la casa, trabajar y la mujer se acostumbró a ese rol y al final fue algo impuesto por la sociedad, algo que nos encaminó hacia ello. Y para mí el feminismo es la posibilidad de igualar los deberes y derechos de la mujer y que sobre todo a nivel laboral seamos juzgados por nuestras capacidades y no por nuestro género”.


Una canción que te identifique.

“Mi canción favorita, que me sube el ánimo y me hace bailar cuando estoy triste es Better when I’m dancin’ de Megan Trainor.


Un deporte que te apasione.

“El fútbol y los deportes Olímpicos. Me encantan los Juegos Olímpicos, soy apasionada de esos deportes y por supuesto que el fútbol”.


Fútbol o Volley, ¿Por qué?

“Es difícil seleccionar entre estas dos disciplinas porque el volley fue mi primer amor, como mi consentido. Fui capitana del equipo de mi colegio desde los 8 años hasta los 16. O sea, desde 3º grado hasta 5º año; y para mí fue una época mágica. También pertenecí a la Selección de Distrito, viajaba por Venezuela jugando los Nacionales desde muy chiquitita, perdía clases, entrenaba mañana y tarde, las Monjas me dejaban salir del Colegio temprano o no ir a clases por pertenecer al equipo de voleibol de Distrito. Fue una época espectacular. Crecer con la posibilidad de pertenecer a un equipo sin duda me dio la capacidad de entender las derrotas, de no rendirme hasta conseguir las victorias y eso es algo que siempre le voy a agradecer al volley, que me formó y que me hizo tener ese liderazgo para afrontar una carrera universitaria, para graduarme y para conseguir alcanzar mis sueños. Y el fútbol fue ese amor que llegó y que se quedó para siempre, en el que pude, después de empezar a jugarlo, entender que quería dedicarme profesionalmente a vivir el periodismo deportivo de la manera en que lo he hecho”.


¿Deporte o música?

“Pues deporte jajajaja. Y te voy a contar una anécdota: en mi casa, desde chiquitica, mi papá era muy musical. Canta muy bien, toca guitarra, tocaba piano. En mi casa había órgano, cuatro, guitarra, tambor, maracas, todos los instrumentos. Y mis papás me metieron en una escuela de música, aprendí a tocar la flauta, que es el primer instrumento que le enseñan a los chiquitos, aprendí a tocar cuatro, guitarra, piano, pero cuando toqué la pelota dije: ‘No, la pelota es lo mío’. Cuando me decidí por el volley a mi papá no le gustó mucho la idea y recuerdo que fue una conversación dura en casa, pero al final con 12 o 13 años, pues ellos querían que eligiera lo que me hacía feliz y elegí el voleibol”.


¿Cómo es vivir con un músico? ¿Qué es lo más entretenido y qué es lo más difícil?

“Vivir con un músico es divertido porque uno, tengo mis propias serenatas. Dos, voy a muchos conciertos gratis porque lo invitan a cantar en conciertos de cantantes que amo. Por darte un ejemplo, Jorge Luis Chacín, Servando y Florentino, Oscarcito, Y además, me siento en el VIP, entonces son beneficios que una tiene por ser esposa de un cantante jajajaja. Pero, ya, hablando en serio, admiro la capacidad que tiene Víctor de tocar cualquier instrumento. Él es increíblemente musical, te saca cualquier canción en un segundo. Tiene un don maravilloso, es un privilegio ver cómo hace música. Y lo más difícil son los viajes, perdernos fechas importantes por su trabajo como un 24 de diciembre, un 31 de diciembre, que siempre lo quieren, sobre todo en Perú o en Venezuela y tiene que ausentarse. Pero yo soy fiel creyente de que tenemos que apoyar los sueños de nuestras parejas así que para eso estamos”.


Si tuvieras que escoger a un deportista por sus cualidades, ¿Quién sería y por qué?

“Escoger a uno está difícil. Porque hemos vivido una época dorada de deportistas que marcan un registro que quedará para la historia. Rivalidades como la de Cristiano y Messi, Nadal – Federer, Lebrón – Curry, los récords de Phelps y Bolt en los Juegos Olímpicos. Ahora con el documental de Michael Jordan todo el mundo ha resaltado la labor, lo heroico que fue a nivel individual hacer lo que hizo MJ. Sin embargo, yo siempre voy a resaltar lo nuestro porque sé lo difícil que es ver a Venezuela triunfar con los pocos recursos e infraestructura que tenemos en nuestro deporte. Así que me voy a ir por alguien más cercano, a quien aprecio mucho, que es Tomás Rincón. Y la gente me preguntará ¿Por qué entre tantos deportistas excelentes? Bueno, por la capacidad que tuvo él de adaptarse, evolucionar como jugador y como persona en los diferentes clubes en los que estuvo; porque a pesar de todas las dificultades que tiene el fútbol de Venezuela pudo marcar la diferencia en Europa y llegar a ser Capitán de La Vinotinto. Eso es algo para aplaudir y por eso mi admiración y mi respeto para Tomás Rincón”.


Eres mamá primeriza, ¿Qué ha sido lo más difícil de esta etapa y que ha sido lo que más has disfrutado?

“Lo más difícil ha sido asimilar que ser mamá es un trabajo 24/7 en el que muchas veces no hay tiempo para la Anto mujer, la Anto periodista, la Anto que quiere hacer y respirar aire en silencio por 10 minutos jajajaja; y sobre todo la Antonella que tiene muchos sueños por cumplir porque si algo me caracteriza es que yo siempre amé trabajar, viajar, haciendo coberturas de cualquier evento, me apasionaba estar afuera siempre en donde ocurrían los hechos, pero lamentablemente por ser mamá no he podido hacerlo y me he tenido que adaptar a esta nueva realidad. Pero emocionalmente, no te voy a mentir, pega mucho. Cuando uno tiene ese crecimiento profesional entre los 20 y los 30 años, pero al final es sacrificar una cosa por otra que es maravillosa, que es ser mamá, tener un hijo como Diego que cada vez que se ríe o cada vez que me da un besito o cada vez que me dice mamá le da sentido a mi vida. Y eso vale oro”.


Por ahí me pidieron que te preguntara, y cito textual. ¿Cómo haces para estar tan Fitness cuando Víctor es tan gordito?

“¡JAJAJA! Es muy difícil. Víctor está gordito de corazón, pero a él lo salva que tiene una genética increíble y envidiable porque come mucho, le pega un antojo a la 1, 2, 3 de la mañana, antes de dormir y se come un perro caliente, un choripán, un pepito y se acuesta a dormir y sigue flaco. Nada lo engorda. Dichoso él. Pero yo no me puedo dar ese lujo, así que a veces tengo que cocinar cosas para él y otras para mí. O cosas para él a la 1 de la mañana y sé que yo tengo que cerrar la boca. Al final, a mí me encanta el deporte, trotar, hacer ejercicios y al principio de la relación yo lo presionaba muchísimo en que me acompañara a hacer ejercicios, yo le decía, peleábamos porque no se levantaba, o porque hacía ejercicios 10 minutos y se cansaba y después comprendí que no podía forzarlo. A cada persona le gustan cosas diferentes y no podía forzarlo a hacer lo que a mi me gustaba”.

¿Qué es el periodismo para ti?

“¡Wow! Mira, como decía Gabriel García Márquez: ‘El periodismo es el mejor oficio del mundo’ y no sé equivocaba porque a mí me encanta sentir esa curiosidad por saber, leer, analizar, investigar, escribir sobre la vida, en este caso sobre el deporte, conocer atletas, sus historias, casos de éxito, casos de fracaso, cómo se recupera un atleta después de una lesión y vuelve a brillar. Yo soy una apasionada por la comunicación, por la información, por indagar y saber la verdad de las cosas y para mí eso es el periodismo”.


¿Cómo es tu rutina?

“No sé si la palabra ‘rutina’ está en mi diccionario actualmente después de tener un bebé jajaja. Creo que con un bebé, la rutina no se puede lograr. Es muy curioso porque yo me levanto con una lista de cosas que quiero hacer, la escribo todos los días tempranito. Yo despierto, me preparo un café y me siento en el escritorio a hacer esa lista de 10, 15 o 20 cosas. Y después, cuando me acuesto y marco el ‘check’, en verdad he realizado CINCO. Y algo que tuve que internalizar y comprender, porque al principio me frustraba muchísimo, es que no las hacía y ya, las que pude hacer bien y las que no, ya llegará otro día para completarlas. Pero bueno, mi día es tratar de meditar así sean 10 minutos en la mañana, si Diego aún no se ha levantado, hago ejercicios ahí mismo sino, lo dejo para la tarde. Luego, Diego se levanta y lo llevo al daycare de 9 a 15hrs, durante ese tiempo me da la oportunidad de llegar a casa, hacer cosas del hogar, trabajar: yo actualmente doy clases de edición a niñas; edito videos, produzco videos y podcasts, tengo un podcast deportivo llamado ‘On fire’ y estrené también mi nuevo canal de Youtube que se llama: “Anto Sports modo Mamá”, en donde muestro una faceta más de lo que vivimos como mamás primerizas y esas dudas e inquietudes que tenemos cuando vamos a comprar todo lo que nuestros bebés necesitan”.


Nómbrame una periodista o un periodista que sea fuente de inspiración para ti.

“Adriana Monsalve sin duda alguna. Para mí ella es una referente en el periodismo deportivo. Venezolana que hizo su camino fuera de nuestras fronteras. Se fue a México con ESPN, después estuvo en Los Ángeles también con ESPN y actualmente forma parte de la familia de Univisión. Ella como venezolana, como mujer y como periodista es admirable”.


¿Qué ha sido lo más duro que has tenido que enfrentar en tu vida?

“Recientemente tuve la pérdida de un bebé. Tenía 8 semanas. Emocionalmente eso me pegó mucho porque no lo estábamos buscando, pero al quedar embarazada nos emocionamos mucho y uno se empieza a ilusionar, a sentirlo y cuando pasan este tipo de cosas, como mujer, te pega mucho emocionalmente, te deprimes, te echas la culpa y es muy difícil entender que es parte de la naturaleza, que no es culpa de nadie, que al final es decisión de Dios lo que pase dentro de nosotros, pero es doloroso”.


¿Qué extrañas de ejercer la carrera?

“Extraño muchísimas cosas. Todavía la ejerzo, porque a veces me mandan a coberturas o voy a partidos y hago las coberturas, así que ese día a día o el roce con el deporte no lo extraño tanto. Pero lo que sí extraño es ejercer mi carrera en Venezuela, en el deporte que amo, en el fútbol que siempre crecí viendo, viajando por toda Venezuela, recorriendo y conociendo lugares y pueblitos. Era una especie de hacer turismo mientras trabajabas y eso me hacía valorar mi trabajo al máximo. Fuimos a Amazonas, Maturín, Puerto La Cruz, Táchira, Valera, Mérida, Maracaibo, recorrimos cada rincón de Venezuela y eso lo extraño demasiado”.


¿Víctor entrena contigo?

“La respuesta es un rotundo ENE-O: ¡NO! ¡Y ponlo en mayúsculas! Jajajaja. Yo trato, yo lo invito, yo se los juro que lo hago cada vez que me pongo mis zapatos, mi camisa, mi mono, mi reloj, pero no lo consigo. Si alguna de las personas que está leyendo esto tiene alguna técnica para lograr que su esposo o esposa, pareja, amigo, haga ejercicios con ustedes, pues me lo cuenta”.



Cuéntame alguna anécdota que te cause risa hasta el día de hoy.

“¡WOW! Si es de trabajo, tengo una anécdota que nunca voy a olvidar. En la final del Campeonato de Futsal, que se transmitía a nivel Nacional, que era entre Guerreros del Lago de Maracaibo contra el Deportivo Táchira y nosotros habíamos pasado todo el campeonato en Maracaibo, llevábamos como 8 días ahí y el 5º partido era en la noche. Resulta que todos esos días tomamos sol hasta que nos insolamos, de repente llegamos al 5º partido e imagínate este escenario: el Belisario Aponte que es como un domo todo cerrado en donde se juega baloncesto y futsal, sin aire acondicionado, en Maracaibo y con insolación. ¡No te podrás imaginar lo que sudábamos! Eran chorros de agua y el camarógrafo me limpiaba el micrófono y trataba de no enfocarme tanto y yo tenía que entrevistar a los deportistas. Yo tenía un vestido verde bellísimo y eso estaba ‘enchumbado’ de sudor. ¡Ahí quedó el vestido! Una cosa desagradable. Yo veo las transmisiones y cada vez que la coloco, me muero de la risa porque en verdad que ese día todos terminamos con la ropa empapada”.


¿Quién te inspira?

“Primero mi hijo a ser la mejor versión de mí misma y por supuesto mis papás. Tengo el privilegio de tener unos padres maravillosos. Mi mamá es una persona con una vibra muy bonita, con una sonrisa siempre, mucha esperanza, agradecimiento a Dios y a la vida que me inspira siempre a tener esa misma actitud. Igualmente mi papá. Él siempre ha sido una persona carismática, le cae bien a todo el mundo. Siempre llega, se adueña del lugar y admiro esa capacidad que tiene de hacer amigos y de caerle bien a todo el mundo”.


Si tuvieras que definirte en 3 palabras cuáles serían.

“Serían: fiel, puntual y responsable. También amable podría ser. ¡No lo sé! Es difícil autodescribirse”.


¿Qué es lo más dulce que recuerdas de tu etapa en Directv? ¿Y lo más amargo?

“Es mirar atrás y ver como con 23, 24 años, cuando trataba de alcanzar mis sueños, me abrieron las puertas de Directv, pasé cuatro castings dificilísimos en donde te mandaban a improvisar, a comentar partidos, a ser reportero de cancha y yo con la más mínima experiencia tuve que prepararme, leer y con los nervios que tenía porque yo recuerdo que respiraba profundo, entraba al baño y tenía ese sustico por dentro. Y ahora ver que pasé por todo ese proceso, que lo logré, que aprendí a ser una gran profesional, veo mi avance desde la primera transmisión hasta la última y sé lo duro que trabajé por crecer dentro de Directv Sports. Y eso es algo que nadie me va a quitar. Por eso es que siempre voy a tener ese recuerdo, de mis compañeros, de la familia que formamos: comentaristas, productores, personal técnico, administradores, el personal de la torre y por eso me duele en el alma que hoy en día hayan quitado la señal de Directv en Venezuela, porque sé lo que significaba para los venezolanos y sobre todo porque hay gente especial allá dentro que se quedó sin trabajo y que para mí son familia. No hubo un solo día amargo”.


Algo que cambiarías del periodismo.

“Actualmente cambiaría los egos. Las redes sociales, sobre todo el Twitter que se usa mucho en el periodismo deportivo, nos ha dado la capacidad de convertir a los periodistas en personajes y a veces estos personajes sufren de egolatría y desvirtúan la labor del periodista: de buscar la información y de entrevistar a las estrellas o protagonistas; y terminan convirtiéndose ellos en las estrellas. Entonces creo que eso es algo que debemos cambiar o en donde debemos evolucionar”.


Si tuvieras la oportunidad de retroceder el tiempo para evitar algo de tu pasado, ¿Qué sería?

“Tuve una relación algo tóxica. Al final nosotros no podemos culpar a los demás por estar en los lugares en los que estamos. Y sufrimos, lloramos y nos anclamos a algo, porque no queremos ver más allá a pesar de lo que nos digan, a pesar de que nuestras amigas nos den consejos o la familia o que externamente se vea mal. Nosotros a veces queremos estar en un lugar en donde no debemos y yo tuve una relación tóxica que hubiera podido terminar antes o cortado de raíz y le di largas al asunto hasta que me hizo mucho daño. Así que evitaría esa parte de mi vida. Pero como quien dice: uno hasta de las cosas malas aprende y eso forma parte de la vida. Así que al pasado, pisado”.


¿Qué es el éxito para ti? ¿Te consideras exitosa?

“Sí, por supuesto que me considero exitosa porque miro a mi alrededor y tengo todo lo que necesito para ser feliz. Tuve la oportunidad de estudiar lo que yo quería, de graduarme con honores, de hacer un post grado en Madrid, de aprender muchísimo de empresas importantes, también estuve en Tele5. Después en Venezuela pude estar en Directv Sports; en Panamá estuve en TVN que es el canal más importante del país. Después conocí a Víctor y tener a un hombre maravilloso a mi lado, a un hijo que me llena de amor y ternura, que me enorgullece como madre, tener una familia espectacular y eso unirlo a mi carrera profesional o a lo que he aprendido en estos 30 años de vida, me da la posibilidad de sentirme exitosa”.

¿Crees que exista la vida después de la muerte?

“No lo sé, pero sí creo en Dios. Yo tuve una tía por parte de papá, que era mi madrina y lamentablemente no pude ir a su funeral en Venezuela por los temas que todos sabemos: pasaporte, entrar, salir. Bueno, ella pertenecía a la Congregación Divino Maestro. Era Monja. Me enseñó mucho a no ser religiosa fanática, sino a encontrar en Dios la esperanza, las respuestas y el alivio a muchos de nuestros problemas. Así que creo en el cielo y creo que Dios después de la muerte nos tiene algún plan preparado”.


¿Para ti las cosas ocurren porque están destinadas a ocurrir o por casualidad?

“No creo en la casualidad sino en la causalidad y creo que todos somos forjadores de nuestro destino. Hay cosas que pueden estar destinadas pero porque nosotros la buscamos, trabajamos, nos esforzamos y sacrificamos muchas cosas para obtenerlas. No creo en el azar, creo en el trabajo, en la superación para alcanzar lo que por destino quieres que sea para ti”.


¿Cuál es tu estilo de música favorito?

“Me gusta mucho la música en inglés más que en español. Me gusta escuchar de los actuales a Maroon 5, Shawn Mendes, Camila, Dua Lipa. Soy más de música anglo que de música en español”.


¿Qué estilo de música escuchas que sea un placer culposo?

“Mi placer culposo son las canciones de Disney. Yo recuerdo que tenía que sí 19 años cuando salió Hannah Montana, Jonas Brothers, High School Musical y me sé todas y cada unas de las canciones de todas las series de Disney y cada vez que voy en el auto y hay una carpeta de canciones o de Camp Rock o de High School Musical, la pongo y la canto a todo volumen”.


Top 10 de series que recomiendas.

The handmaid's tale que la pasan en Hulu.

Home before dark, creo que está en Apple Tv o en Hulu, no recuerdo bien.

Defending Jacob.

Little fires everywhere.

The morning show.

El documental de Michael Jordan que también está buenísima.

El caso de Aaron Hernández, que es de un futbolista americano. Es un documental.

This is us.

La niña, que es un placer culposo. Está en Netflix, es colombiana y trata de una niña guerrillera. Me gustó full.

10º All American. Es otro placer culposo. Es súper girly, pero bueno…. ¡Sigamos!


¿Qué significa Víctor para Anto Sports?

“Víctor es mi compañero, la persona con la que quiero pasar el resto de mi vida, la que le da estabilidad a nuestra familia, el que siempre me recuerda que tenemos que ser cariñosos, darnos afecto. Tiene una cualidad que yo admiro, amo y adoro que en otras relaciones no las tuve y con esto no quiero decir que todas mis relaciones anteriores fueron malas, pero Víctor es una persona que siempre está diciéndome lo linda que soy, lo linda que estoy, lo bien que me queda determinada ropa, lo bonita que soy para él, cuánto me ama y siempre me está recordando lo especial que soy para él, así que eso lo valoro con el alma. Y cuando me acuesto estoy tranquila porque sé que tengo al lado a un hombre que me valora, que me ama y que me respeta”.


¿Cómo es estar casada con uno de los cantantes más reconocidos de Venezuela?

“Estar casada con Víctor también es una responsabilidad. Su amor por Venezuela, con sus canciones como Mi Felicidad, Valiente, cada vez que colabora, cuando lo llaman y lo invitan y él no lo piensa para participar, ese tipo de cosas me hacen y me llenan de orgullo. El saber que siente a su país, que ama a su país y que daría todo por volver y por ser nosotros esa generación que ayude a que las cosas cambien en Venezuela. Yo admiro muchísimo a Víctor, me encanta que sea un apasionado por su carrera, yo lo apoyo así como él lo hace conmigo. Así no entienda mucho de deportes, él trata, se esfuerza en aprender”.


¿Eres introvertida o extrovertida?

“Yo creo que estoy en el medio. No soy introvertida porque hablo con todo el mundo, pero tampoco llego a ser tan extrovertida como para meterme en cualquier conversación y hacer amigos a los 5 minutos de llegar a un lugar”.


¿Qué es el amor para ti?

“Es complejo. Pero para mí tiene nombre y apellido y son Víctor y Diego hasta los momentos porque ellos son los que me han enseñado el verdadero significado de amar. Desde niñitos le decimos te amo a cualquier persona o nos enamoramos rápidamente del niño que nos gusta y le escribimos cartas y decimos te amo y soñamos con que ése va a ser el amor de nuestras vidas así tengamos una semana conociéndolo. Y a medida que vamos creciendo, que nos van golpeando, que nosotros también vamos entendiendo lo que es amar, vamos valorándolo mucho más, porque amar es aceptar al otro tal como es, comprenderlo y también sacar nuestra mejor versión para nosotros mismos y para la persona que nos acompaña. Es ir de la mano, como equipo, trabajando y luchando por nuestros sueños”.


Si pudieras cambiar el mundo, ¿Qué cambiarías?

“Yo me voy un poco por el medio ambiente. Yo creo que como personas tenemos que cambiar lo que comemos, lo que hacemos, los recursos que usamos. Yo soy una persona que recicla todo lo que se puede reciclar, en mi casa no usamos botellas de plástico, también pusimos un filtro de agua alcalina y tomamos en un vaso térmico. Creo que eso es algo que el ser humano tiene que cambiar y evolucionar para entender que como parte de este planeta tenemos que hacer lo mejor para que él también evolucione con nosotros y no involucione”.


Si fueras un olor, ¿Cuál serías?

“Indiscutiblemente coco. Yo amo el coco: en la comida, aceite de coco, helado de coco, bronceador de coco”.


Si fueras un sabor de helado, ¿Cuál serías?

“Coco jajajaja”.


Un refrán venezolano favorito.

“A caballo regala’o no se le miran los colmillos. Y otro que me encanta es que si que: “Chivo que se devuelve se esnuca jajaja”.


¿Qué palabra dices siempre?

“Yo no soy de Barquisimeto ni nada por el estilo, pero a mí me encanta usar el ‘Naguará’. Lo tengo pegado y lo tendré pegado por el resto de mi vida. Forma parte de mí y de mi esencia”.


El mejor recuerdo que tengas de tu infancia

“Es en Margarita. Mi abuelo tenía una casa gigantesca en La Asunción, que hoy en día es un colegio y cada vez que pasaba por ahí, ya de grande, me daba una nostalgia enorme porque yo en esa casa viví los mejores años de mi vida, nos guindábamos en las hamacas, en las matas de mango, éramos como 18 primos y mi abuela nos sentaba en ese mesón gigantesco a comer. Pasábamos dos, tres meses en Margarita y para mí esa infancia vale oro”.


¿Qué es lo más loco que haz hecho?

“Lanzarme en parapente. No sé que tan loco sea, pero hay gente que no se atreve a hacerlo. Lanzarme de una montaña súper alta al mar. De hecho, cada vez que veía una montaña lo hacía y ahora que soy más grande, veo que era una real locura”.

¿Qué ve Anto Sports cuando se mira al espejo?

“Veo a la Anto Sports que sigue soñando, que quiere cumplirlos. Ahora que pasó el primer año y medio de ser mamá que es el más duro, quiere aprender a ser lo más exitosa posible en cada una de sus facetas: mamá, periodista, esposa y mujer. Ésa es la que yo vivo en el espejo”.


¿Quién es la persona que más te conoce?

“No sé si Víctor se vaya a molestar por esto, pero tengo dos mejores amigas: Grexy y Jessanit, vivimos juntas mucho tiempo en Panamá, así que ellas me conocen bastante”.


¿Cuál es tu mayor miedo?

“La soledad. Creo que eso me da miedo”.


¿Qué te motiva a ser mejor persona todos los días?

“Mi familia sin duda alguna. Los que tengo aquí cerca, Víctor y Diego; mis papás que están en Tenerife y tengo mucho tiempo sin verlos; mi hermana, que está en Inglaterra. Esa distancia de no tenernos 24/7 me motiva a ser mejor persona, a que se sientan orgullosos de mí, que vean y estén felices de lo que estoy logrando aquí, no solo en mi vida profesional sino en la familia que estoy formando y con los valores que ellos me inculcaron”.


¿Qué es lo más bonito que haz hecho por amor?

“Hacer hasta cinco escalas. Con Víctor era así. Cuando yo trabajaba en Panamá, tenía un día y medio libre, me tocaba irme a las 11 de la noche al aeropuerto porque el vuelo salía a la 1 de la mañana, llegaba a las 7 de la mañana a Miami, para estar un día y medio o dos y devolverme a trabajar a Panamá. Llegar sin dormir a volver a trabajar y eso era duro pero dio su recompensa y es que hoy en día tengo a una familia hermosa”.


Cuéntame una experiencia de tu vida en la que hayas sentido que enorgulleciste enormemente a tus padres.

“Yo creo que cuando estaba en 4º o 5º de Bachillerato, se cumplieron los 400 años del Quijote. Mi tía me metió en un concurso para escribir una versión del Quijote, yo lo hice, mi tía me ayudó y gané el concurso y tuve la oportunidad de irme a Madrid mes y medio y hacer toda la ruta del Quijote. Siento que en ese momento enorgullecí a mis papás, además de que me dejaron irme sola con 15 años, me esperaba una chaperona en Barajas. Viví una experiencia increíble, con otros niños de mi edad de toda Sudamérica que se concentraban allá. Igualmente también me gradué de 3ª en la UCAB, después conseguí media beca en la Universidad Europea de Madrid. Así que creo que han sido detalles que mis papás aplauden y lo ven como un logro de ellos”.


¿Qué situación de tu vida marcó un antes y un después para ti?

“Sin duda alguna el irme del país. Salir de mi zona de confort. Renunciar a Directv. Eso marcó el salto de madurez de afrontar que la vida se te puede desvanecer y está en nosotros comenzar de nuevo. Yo sí tenía una oferta laboral en Panamá, en el periodismo deportivo, pero literal era comenzar de cero, ganarme un puesto, que en la empresa me vieran como alguien funcional y con la capacidad de hacer coberturas. Como venezolana, al no saber del fútbol panameño porque uno no sabe la idiosincrasia del fútbol de otro país y sobre todo Panamá que no era potencia futbolera, me tocó aprender, investigar, estudiar, conocer a todos los protagonistas del deporte panameño, hacerme parte de su historia y que ellos me vieran como una panameña más, como una periodista, con respeto y valor. El hacer oído sordos a las críticas, trabajar para cumplir mis metas. Eso creo que le dio un antes y un después a esa etapa de madurez que necesitaba en mi vida profesional. En Panamá hice coberturas espectaculares y me lo gané con trabajo”.


Un mensaje a quienes te leen.

“Yo en esta entrevista he hablado mucho de amor, de valorar a la persona que tenemos al lado y a nuestra familia. Y por eso quiero dejar el mensaje de que siempre busquen encontrar a esa pareja con la que ustedes se sientan amados, queridos, respetados. Que ustedes amen igual o que haya ese amor mutuo. Que cuando se acuesten a dormir sea vayan tranquilos porque saben que tienen al lado a una persona que los acompaña y que siempre va a querer que ustedes sean su mejor versión. Esa es la persona que ustedes tienen que buscar, no al que las haga sentir poquitico, que los insulten, irrespeten, que tengan desconfianza. ¡No! A esas personas ustedes le cierran la puerta por siempre. Ustedes saben el valor que tienen, entonces pueden encontrar a alguien que les haga sentir que valen la pena y que son importantes. Ese es mi mensaje. Además, otro mensaje que quiero dar. Yo tengo mucho tiempo sin ver a mis papás y mi hermana y esa distancia me hace valorar a mi familia, a los que tengo cerquita, a Víctor a Diego, a darles mi amor. De sacar lo mejor de mí, porque sé lo que es tener a la familia lejos y no poder darles un abrazo en fechas importantes y no tenerlos, me hace valorar aún más a los que tengo cerca. Así que mi consejo es que aquellos que puedan disfrutar a sus familias, los abracen, los besen, que les recuerden siempre cuanto los aman. Valoren cada momento que tengan a sus seres a su lado. No saben lo privilegiados que son”.

102 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo